En este momento que de mí sólo quedas tú

•junio 28, 2015 • Dejar un comentario

En este momento que de mí

sólo quedas tú, donde comienza

y acaba el principio que nos hace

únicos para nacernos en todo.

Ahora que me ausento de todo

mi lenguaje, de mi nombre,

de todo lo que etiqueta a mis ojos.

Solamente aquí me extiendo en

un racimo partido de madre,

en un lugar habitado tan sólo por aire.

Ahora… sólo soy yo.

 

Dani Becerra

Anuncios

Tan sólo nos separa una lengua

•junio 7, 2015 • Dejar un comentario

Tan sólo nos separa una lengua,

un silencio susurrante preñado de esperas

un arco de pestañas en brazos alzados

como vigías sin nombre, que tan sólo

valen por lo que miran en este aire cortado.

El espesor de las sábanas cuartea

toda posibilidad de abandonar tus caderas,

de parir palabras que consuman mi tiempo

y den testimonio  de cada traza indeseable,

que nos dan formas y etiquetas por la mañana.

Antes de que llegue el café y su apellido cotidiano,

migraré en mi cuerpo de bestia a las barras ojerosas

que mitigan la sed de un trabajo bien hecho.

Antes de que te sueñe ya serás parte atravesada de mi olvido

donde basculan los deseos con los teléfonos apagados.

Ahora que mato tu rastro a sorbo de bourbon

me burlo de las intenciones que se dibujan

en el amanecer de un espejo, donde transitan

cuchillas, jabón y toallas calientes.

Aquí no necesito ni agenda ni reloj.

Dani Becerra

Y navegábamos en corriente suspendida

•marzo 9, 2015 • Dejar un comentario

Y navegábamos en corriente suspendida,

con el interminable deseo

de sobrevivirnos a nosotros mismos.

 

En sueño de cielos,

nuestras panzas mugían en surcos de soles,

haciendo de nuestra respiración

el credo hacia una Osa Mayor.

 

Dani Becerra

En tu casa descansa mi hermetismo

•febrero 1, 2015 • Dejar un comentario

En tu casa descansa mi hermetismo

junto al cepillo de dientes.

 

Nadie diría que mis pecas naufragan

en los arrecifes de tus costillas,

que mi historia se guarda

junto al café que abre los días.

 

Ni tan siquiera tú sospechas,

lo apartado que me tienes

de las inquietudes que te llevan

a un sentido al que entregarte.

 

El amor es una egoísta necesidad

cargada de apariencias.

 

Dani Becerra

 

 

A veces, no siento

•enero 22, 2015 • Dejar un comentario

A veces, no siento,

me quedo en estado suspendido

en simulación de latido

con la boca en estado de sitio.

A veces, no sueño,

tan sólo me derramo en

un racimo de pasos sin sentido

en inconsciencia de abstracción sugerida.

A veces, me olvido

y me nazco en experiencias

que nunca me conté

en cuero lechoso a los ojos de un sol.

A veces, respiro,

en vientos que nunca se extinguen

o, al menos, eso me dicen mis dedos

cuando los vuelan a modo de flechas.

A veces, tan sólo a veces,

me alargo como sombra de mástil

cruzando luciérnagas de polvo

en tierra de nadie.

Dani Becerra

Navegábamos en corrientes dispersas

•diciembre 1, 2014 • 2 comentarios

Navegábamos en corrientes dispersas,

cruzando vacíos de sal que aguantaran

el peso de nuestros nombres.

 

Y mientras tanto tú,

te partías como vieja cuerda

devorada por legiones de mares.

 

En estas lenguas,

la saliva es un tesoro sin dueño.

 

Dani Becerra

La última razón de la locura

•noviembre 19, 2014 • 3 comentarios

La última razón de la locura es la de abrir puertas

que a nuestros ojos no tienen cabida.

La creencia en una forma

te condena a una geometría.

 

Dani Becerra